imagen 004En el marco del proceso que impulsa la Intendencia para lograr la certificación del balneario, este jueves 12 estuvo en la zona un técnico certificador recogiendo datos para elaborar un informe en el que se indicará si la gestión reúne las condiciones exigidas o si deben hacerse algunas correcciones. El director de Turismo, Alejandro Leites, y el responsable del Plan de la Costa, Daniel Andrusyszn, acompañaron al profesional en la tarea.

El técnico que llegó a la ciudad, observó, hizo consultas, dialogó con funcionarios y apreció la gestión e infraestructura que tienen las playas.

El director de Turismo, Alejandro Leites, destacó “el muy buen plan de gestión que la Intendencia ha definido para las playas y el compromiso de los funcionarios en su aplicación”. Expresó que fueron valoradas favorablemente los servicios que se han instalado, “caso de la rampa para personas con capacidades diferentes y el buen estado y la higiene de los baños”.

La certificación alude a la gestión ambiental en general, por lo que va más allá de la calidad del agua, aunque este aspecto también se considera.

“Nosotros cuidamos que no haya residuos en la arena, tenemos una operativa para comunicar fehacientemente a la población la calidad del agua, cuidados que hay que tener, monitoreos; estas cosas se consideran”, comentó el director de Turismo.

Si del estudio realizado surge alguna observación, la Intendencia emprenderá las acciones necesarias para atender esas sugerencias y una vez logradas, el certificador volverá a corroborarlas. Cumplidas todas las condiciones, el documento se eleva al Ministerio de Turismo que es el organismo que entrega la certificación como playa natural.

La certificación de playa natural representará un elemento fundamental en tanto garantiza a los sanduceros y turistas una óptima gestión del espacio y permite la concreción de eventos con el respaldo del Ministerio de Turismo.

 

Submit to FacebookSubmit to Google PlusSubmit to TwitterSubmit to LinkedIn