imagen 012El Intendente Guillermo Caraballo junto a su equipo de gobierno anunció públicamente este lunes 2 de setiembre el inicio de los trámites para la rescisión del contrato con la empresa que tenía a su cargo las obras del Paseo Costero y de calle Cerrito. La decisión se adopta luego de varias gestiones lideradas por la Intendencia para ordenar la situación y que las obras se ejecutaran.

El actual Gobierno Departamental, desde el inicio de su gestión, estuvo trabajando en una propuesta considerando la extensión del Paseo Costero y la intervención de calle Cerrito en el tramo comprendido desde avenida Salto hasta calle Purificación.

El volumen e importancia del proyecto hizo que su proceso fuera complejo y que participaran el Banco Interamericano de Desarrollo (BID), la Oficina de Planeamiento y Presupuesto (OPP) y el Tribunal de Cuentas. 

“Este año firmamos un contrato con una empresa adjudicataria, que funciona en Paysandú, Constructora del Litoral, que tenía una serie de instancias que cumplir en determinados plazos”, expresó Caraballo. 

Transcurrido el tiempo, empezaron a ocurrir varios incumplimientos de acuerdo al contrato firmado y entonces “la Intendencia tomó una actitud activa, sensata, razonable y de sentido común, tratando de buscar, permanentemente, ordenar la situación para que se pudiera ejecutar la obra”, señaló. 

En tal sentido, el Intendente, el Secretario General Mario Díaz, el Director de Obras Marcelo Romero y de Servicios Federico Álvarez Petraglia, viajaron a Montevideo a entablar distintas instancias con la empresa para tratar de encontrar salidas y “fundamentalmente, que una obra que habíamos prometido a la población de Paysandú pudiera cumplirse”. 

Custodiar los intereses de todos 

Después de las gestiones realizadas, se hizo una valoración de las múltiples aristas que el tema tiene, “donde hay una que es central y nosotros, como Intendencia, como gobernantes, somos guardianes de los dineros públicos, del patrimonio público de Paysandú y de los intereses de todos”, destacó Caraballo. 

Hasta el final de agosto se aguardó una respuesta favorable que no sucedió. Por lo tanto, “más allá que en algunos momentos estuvimos enviando telegramas a la empresa para que reordenara la situación cuando sus trabajadores habían detenido los trabajos, en las últimas horas, tomamos la decisión de iniciar los trámites para la rescisión del contrato”. 

No hemos desembolsado un solo peso a la empresa” 

El Intendente resaltó la necesidad de informar, como corresponde, a la población, considerando que esta obra “es una de las más importantes como la habíamos planteado desde el comienzo de la gestión y como nuestra credibilidad pasa porque las obras que prometemos las hacemos, esta no va a poder cumplirse en los tiempos previstos”. 

Los trabajos se van a retrasar “pero esto no depende de nosotros”, debido a que establecer la rescisión con la empresa enlentecerá la posibilidad de iniciarlos cuanto antes. 

“Para nosotros es una bandera central a levantar y es prioritaria, la protección de los intereses y los dineros de todos. No hemos desembolsado un solo peso a la empresa y es importante decirlo ante la decisión, bien tomada, en el momento preciso”, dijo el Intendente. 

En el anuncio lo acompañaron el Secretario General, Mario Díaz; los directores de Servicios, Federico Álvarez Petraglia; de Obras, Marcelo Romero; de Administración, Patricia Tabárez; de Descentralización, Liliana Geninazza, los subdirectores y responsables de áreas y direcciones.

 

Submit to FacebookSubmit to Google PlusSubmit to TwitterSubmit to LinkedIn