2019 05 06 clamar 002El Intendente Guillermo Caraballo entregó este 6 de mayo una partida de 100.000 pesos generada en Zona Azul a la organización CLAMAR, que reúne a personas que padecen poliartritis reumatoidea. El aporte será destinado a gastos de traslado de sus integrantes, quienes padecen severas limitaciones motrices y deben someterse a sesiones semanales de fisioterapia.

2019 05 06 clamar 001Ayuda a instituciones de bien social

Por decisión del Intendente Guillermo Caraballo, el dinero recaudado por la Intendencia por el cobro de estacionamiento en la zona céntrica es volcado a instituciones del departamento que desarrollan trabajo de impacto social.

Desde la implementación del nuevo sistema de estacionamiento tarifado, la Intendencia a entregado numerosas partidas que las diferentes organizaciones destinan a financiar parte de sus gastos de funcionamiento.

Si bien la Intendencia trabaja en una nueva etapa de este programa y tiene previsto comenzar a apoyar un proceso de construcción de garitas para el sistema urbano de transporte colectivo, en esta oportunidad, a partir de un planteo de sus autoridades, se decidió destinar 100.000 pesos a la organización CLAMAR, que funciona desde hace 20 años y reúne a unas 25 personas que padecen poliartritis reumatoidea, enfermedad inflamatoria crónica que afecta principalmente las articulaciones y limita la movilidad de quien la padece.

Una cuestión que debía resolverse”

Esta tarde, acompañado por el subdirector de Servicios, Gastón Giles, el Intendente Guillermo Caraballo compartió un momento de charla con las integrantes de la organización y posteriormente entregó el cheque por 100.000 pesos, que fue recibido por su presidenta, Josefa Roldán.

Caraballo informó que, en el marco de una reunión, los representantes de CLAMAR plantearon “una dificultad muy concreta” que afectaba a muchos de sus integrantes, quienes se veían imposibilitados a acudir a las sesiones semanales de fisioterapia, por razones logísticas y económicas.

En este ámbito se planteó la posibilidad de restablecer un servicio de combi que la organización había interrumpido por motivaciones económicas.

“Nos pareció que había una cuestión que debía resolverse”, explicó el Intendente y comentó que ante esta situación se resolvió asignar una partida de Zona Azul para atender esta problemática, al margen de la decisión de redirigir este programa en los próximos meses, focalizándolo en un proceso de recuperación de paradas de ómnibus del servicio urbano.

“Este caso puntual había que atenderlo”, afirmó.

Delfi Rodríguez, una de las fundadoras de la organización, agradeció a la Intendencia y comentó que esta contribución aportará al objetivo de darle continuidad al trabajo que desarrolla la institución.

“Este apoyo es muy importante para nosotros, porque permitirá que las compañeras venga en combi, porque no pueden caminar”, comentó.

 

Submit to FacebookSubmit to Google PlusSubmit to TwitterSubmit to LinkedIn