obras
banner PP 01banner PP 02banner PP 03banner PP 04

ccp peatonal18 001

Si bien no se había planificado invertir en ese lugar dado que se trata de una obra nueva, los graves problemas que presenta motivaron a la Administración del Intendente Caraballo a definir una serie de mantenimientos y mejoras. El proyecto de intervención fue presentado al Centro Comercial. La organización validó la propuesta y ahora se acordarán los plazos para ejecutarla comenzando por la recuperación de las veredas.

Trabajo planificado y en consenso

En el marco de un proceso de diálogo y cooperación, en el que se registran permanentes encuentros de trabajo, la Intendencia propuso al Centro Comercial una intervención para recuperar el micro centro de la ciudad, especialmente la zona de la semipeatonal que se extiende por calle 18 de Julio entre Montecaseros y Treinta y Tres Orientales.

El planteo de la Administración del Intendente Caraballo implica “trabajar planificadamente, paso a paso y en consenso” para mejorar algunos aspectos de la zona central de la ciudad que a pesar de haber sido intervenida hace muy pocos años “ya presenta una serie de fallas y deficiencias que nos preocupan mucho”, dijo Andrés Piaggio, que junto a Sergio Babic , ambos asesores del Intendente, y al arquitecto Manuel de Souza, responsable de la Unidad de Diseño del Departamento de Obras de la Intendencia, hizo la presentación de la propuesta.

Piaggio dijo que tras realizar los estudios correspondientes, la Intendencia elaboró esta iniciativa “sobre la que vamos a conversar porqué nada hay que no se pueda discutir” y que incluye “tres líneas de trabajo”.

Tres líneas de acción

Detalló como uno de los objetivos la adaptación de la cartelería de los comercios a la normativa vigente, para liberar la principal calle de la ciudad de la contaminación visual que hoy tiene, estableciendo parámetros que, al tiempo que aseguren a los comerciantes la posibilidad de identificar sus locales, no interfiera con las intenciones de los demás y no se distorsione la globalidad de la arteria.

Citó como ejemplo el orden que se logró en la semipeatonal de 19 de Abril.

El segundo aspecto refiere a mejorar la iluminación incorporando tecnología y un diseño que hagan al micro centro más atractivo, además de mejorar el rendimiento del tendido. El objetivo es que 18 de Julio tenga “iluminación festiva que modernice toda la zona”.

La Sociedad de Arquitectos del Uruguay (SAU) se sumó a esta iniciativa y ya está trabajando en un proyecto para cuya ejecución los comerciantes comprarían los materiales y a la Intendencia le correspondería aportar la mano de obra.

No se establecieron plazos para ejecutar acciones respecto a estos dos componentes. Pero sí se acordó avanzar en proyectos. 

Recursos especiales para recuperar una obra nueva

Mientras que la tercera línea de trabajo apunta a recuperar las veredas de la semipeatonal. Los delegados de la Intendencia coincidieron con los comerciantes en la preocupación que genera la situación actual de esas fajas “por las que la gente no puede caminar, dado que o hay baldosas flojas o las rejillas se desueldan o, en general, la estructura de la obra no genera confianza para que uno pueda andar tranquilo”, graficó Piaggio.

Informó que si bien el Intendente tomó la decisión de mejorar estos lugares, “tendiendo a igualar la calidad de la obra de la semipeatonal de 19 de Abril”, las tareas se harán de manera gradual dado que no se había previsto invertir allí.

“Redistribuyendo hemos conseguido recursos para, en principio, hacer un buen mantenimiento con algunas mejoras. Pero la verdad, es que no habíamos previsto plata para ésta obra, jamás nos imaginamos que a tres años de hecha iba a tener tantas dificultades”, enfatizó.

Recambios de losetas y baldosones

De Souza, que también se refirió a las “debilidades estructurales” de esos trabajos, expuso los elementos que se van a mejorar.

En primer término se trabajará para recuperar los desagües pluviales “que están más cerca del límite de los predios”. En ese caso se recambiará la totalidad de la loseta por otras de mejor calidad y que además tienen un diseño que permite orientar sobre el sentido de circulación a personas no videntes a través del contacto del bastón con los canales que traen las placas.

Agregó que serán similares a las que se colocaron en 19 de Abril entre 18 de Julio y Leandro Gómez y destacó que su presencia “nos permitirá corregir el error que teníamos en la calle principal,  dado que no es inclusiva”.

En segundo término anunció el recambio de unos 850 baldosones “que ya están rotos o a punto de romperse”. La cifra surge de un relevamiento que realizó el Departamento de Obras. Si bien el cambio será por elementos de la misma calidad y del mismo color, el arquitecto expresó: “los baldosones que están colocados ahora se rompieron porque no tuvieron el tiempo necesario de fraguado, los colocaron poco después de hechos”.

Los problemas de las rejillas

También se planifica mantener y mejorar el sistema de rejillas “que hoy tienen dos graves problemas: se desueldan y se corren horizontalmente, amontonándose unas sobre otras”. La idea es suplementar algunos hierros debajo de esas rejillas para evitar los desprendimientos y se colocará un sistema de ángulos para evitar el movimiento. Si bien no se descartó otra solución, se argumentó que lo presentado resulta “lo posible según la disponibilidad de recursos”.

Pilonas de última tecnología

La intervención cerraría con el recambio de los bolardos que delimitan la vereda de la calle “cambiando los que tenemos ahora que se rompen fácilmente y provocan daños en los vehículos” por pilonas flexibles. Se trata de “lo que se está utilizando en el primer mundo en este momento”, elementos que por los materiales con los que se construyen son capaces de soportar impactos y de volver a su lugar normal por sí mismos.

Acuerdo para continuar

La presentación de estas ideas se realizó en la sede del Centro Comercial e Industrial de Paysandú, en la noche este jueves 23 de agosto, en un encuentro en el que participó el presidente de la institución, Jorge Ledesma, el gerente, Luis Rodríguez, y un importante número de asociados.

La organización mostró su apoyo a la iniciativa, estableciéndose que en breve desde la Intendencia se definirá un plan de obras que incluirá la duración estimada de cada una de las etapas para cerrar definitivamente el acuerdo comenzando por los trabajos en veredas. En este sentido se considerará que las tareas no entorpezcan el paisaje del centro en la época de las fiestas de fin de año.

 

Submit to FacebookSubmit to Google PlusSubmit to TwitterSubmit to LinkedIn
Artículos Relacionados