barrio el roble 001

El Intendente cumplió este jueves 8 de junio una reunión con vecinos de barrio El Roble, con quienes mantuvo un fluido intercambio de ideas. Acordaron comenzar a trabajar juntos en el proceso de urbanización integral que comenzará este año.

Evaluar, para solucionar las complejidades

Esta Administración trabaja en base al convencimiento de que la intervención en los barrios no debe acotarse a cubrir baches, sino a dar una solución definitiva a los problemas que le competen al gobierno departamental. El Roble tiene una compleja situación que perjudica severamente a los vecinos debido al anegamiento de viviendas cuando llueve, el estado de las calles y alumbrado insuficiente.

En una nueva instancia de diálogo y acercamiento a la sociedad, el Intendente explicó  las  obligaciones asumidas por la Intendencia por el contrato vía Fideicomiso que obliga a ejecutar sólo los proyectos para los cuales fue solicitado.

Caraballo estuvo acompañado por el Secretario General interino Marcelo Romero, el Director de Obras Gonzalo David de Lima, el encargado de Unidad de Diálogo con los Vecinos, Gastón Giles y la coordinadora, Sandra Navadián.

Se aclaró que "nunca estuvo en duda" realizar las obras en El Roble que en términos económicos difiere de los ya inaugurados (Delpero costó 25 millones de pesos y 40 millones La Curtiembre-Casa Molle). El Roble, debido a su problema hidráulico, demandará más dinero, aunque no se trata sólo de recursos sino de resolver de manera estructural y definitiva aquello que perjudica a los vecinos cotidianamente. 

Caraballo los invitó a comenzar a trabajar juntos "con confianza” porque "nunca estuvo en duda la obra en barrio El Roble".

Trabajar sobre las certezas

Romero recordó que cuando se elaboró el cronograma de obras para los 7 barrios, el comienzo de los trabajos en El Roble estaba previsto para 2018.

Cuando fue aprobado el Fideicomiso, en el barrio se estaban haciendo las obras de saneamiento, lo que hacía imposible el comienzo de la urbanización porque era necesario esperar la compactación del suelo y realizar las conexiones intradomiciliarias, entre otras cosas.

Para ganar tiempo, la Intendencia reordenó el cronograma de obras y comenzó a intervenir en los que se podía trabajar. Romero destacó el ámbito de diálogo para ir avanzando, en la medida de las posibilidades y recursos de la Intendencia. 

Caraballo aclaró que su gobierno viene pagando el compromiso del Fideicomiso porque con las obligaciones cumplidas responsablemente, posibilita que otros gobiernos hagan uso de esa herramienta en el futuro.

Etapa de diseño técnico

El gobierno departamental prevé adelantar el comienzo de las obras integrales en El Roble para este año. Los equipos técnicos de la Intendencia están abocados al diseño del proyecto ejecutivo para solucionar la complejidad de los terrenos, que carecen de pendientes. Esto demandará una importarte obra de infraestructura subterránea, costosa, con la instalación de cañerías y alcantarillas, entre otras.

La Intendencia colocará carpeta asfáltica de gran durabilidad, red nueva de alumbrado led y logrará el desagote de aguas pluviales para que no se produzcan más inundaciones por el escurrimiento.

“Ese es el desafío”, dijo el Director de Obras.

Los ingenieros agrimensores están tomando las medidas de los suelos para evaluar cuál será la solución definitiva para el anegamiento de calles y viviendas.

 

Submit to FacebookSubmit to Google PlusSubmit to TwitterSubmit to LinkedIn
София plus.google.com/102831918332158008841 EMSIEN-3
Artículos Relacionados