dialogo-vecinoLa Unidad de Diálogo con los Vecinos es coordinada por Milka Arguet, Sandra Navadián y José Fagúndez. En diálogo mantenido con la Secretaría de Comunicación manifestaron que reconforta encontrarse con vecinos dispuestos a involucrarse para dar respuestas a problemáticas diarias que viven en su entorno.

 

“Iniciamos la gestión planificando las tareas a cumplir, teniendo en cuenta primariamente los diferentes barrios y zonas de la ciudad, considerando instituciones sociales, deportivas, comisiones, iglesias, grupos de vecinos organizados, para entonces desde allí comenzar a focalizar aquellos lugares de la ciudad que no habían sido atendidos en sus requerimientos o que tienen propuestas y que hasta el momento no habían sido escuchadas”.

En algunas zonas se hicieron visitas, porque se acercaron los propios vecinos a la oficina mostrando su interés en conocer la propuesta nueva, que hasta el momento era Asuntos Barriales y que ahora es Diálogo con los Vecinos, donde el intendente hizo mucho hincapié en la función de esta unidad. Los vecinos nos invitaron a visitar la zona como forma de presentación y así se hizo.

Se han atendido algunos planteos de proyectos como el de saneamiento que estaba en proceso y hemos concurrido acompañados de integrantes de otras áreas de la intendencia que tienen que ver con ese tema.

Barrio Curupí, zona del Centro de Peluqueros, La Curtiembre, en Purificación y Número 3, San Francisco, Dos Avenidas, Delpero, son algunos de los lugares que hemos realizado visitas y establecido contactos con sus habitantes”, dijo Arguet.

No se crean falsas expectativas

El fin de la unidad es propiciar la participación de los vecinos organizados para mejorar la calidad de vida, de su entorno y de ellos mismos.

“Nosotros apuntamos a un trabajo colectivo, esto quiere decir que los planteos deben llegar si es posible, como grupo de vecinos nucleados en determinada comisión o asociación. Debemos dejar claro que no solamente atendemos a la población que vive en zonas de la periferia de la ciudad y que pueden presentar algunas necesidades muy urgentes. Trabajamos para toda la ciudad y el departamento. Puede haber vecinos de alguna zona céntrica que también tienen inquietudes y pueden llegar hasta nosotros y conversar sobre la temática que deseen manifestar.

Hay zonas de la ciudad como la de la nueva terminal o la del puerto, donde se van a producir cambios en el quinquenio y esto va a requerir que los que habitan en ese entorno se organicen para hacer determinados planteos que deberán atenderse.

Existen vecinos con muy buenas ideas, porque conocen el territorio, porque saben los recursos que hay en la zona y son concientes de las demandas y muchas veces plantean la solución al problema. En todos los casos y de acuerdo a lo expresado por el intendente, se trata de dar una respuesta a la gente, no prometer lo que no sea viable realizar, decir sí es posible o no cuando no lo es para no crear expectativas y demostrar transparencia en la gestión”, señaló la funcionaria.

Los vecinos se involucran en la tarea

Sandra Navadián expresó que “hemos recorrido varios lugares y lo que nos reconforta y da satisfacción es la respuesta de la gente. Encontramos vecinos con otra actitud, ahora no están acercándose para pedir y pedir, lo hacen para plantear su proyecto. Un ejemplo es lo que resulta del trabajo cultura plazas, los vecinos nos dicen “queremos reflotar la plaza y necesitamos que nos traigan pintura y nosotros vamos a hacer el trabajo...queremos plantar árboles pero nosotros nos vamos a encargar de hacerlo y enseñarle a la gurisada del barrio, gurises de doce o trece años que queremos arrimarlos por el lado de integrarse al trabajo”.

Hay un involucramiento creciente en los vecinos, quieren participar, cuando llegamos a la reunión nos encontramos con cuarenta y cinco personas con muchas ganas de hacer cosas, dispuestos a ayudar y cómo pueden hacerlo. Nos dicen, “no queremos que ustedes nos hagan sino nosotros hacer”. Esa apertura es muy importante, lo vivimos en el barrio Curupí cuando acompañamos a los vecinos y nos señalaban no queremos que nadie más venga a tirarnos basura en el barrio, vamos a cuidar y que nadie venga a levantar su carpa ocupando terrenos de la zona. Vemos que la gente está comprometida. Además notamos que la gente agradece cuando realiza planteos que en lo inmediato no son posibles y se les manifiesta con total claridad que esa idea no es viable ahora”.
 
En el interior también se dialoga

La misma tarea que estamos cumpliendo en la ciudad la vamos a llevar a cabo en el interior del departamento. En tal sentido, la directora y la sub-directora de Descentralización impulsan esa línea de trabajo a desarrollar en todo el territorio.

Nuestra unidad trabaja coordinadamente también con Presupuesto Participativo y Género que entendemos es un área con la que podemos realizar juntos tareas con resultados positivos para nuestra comunidad. Se realiza un trabajo en equipo, complementario y de mucha articulación entre las áreas, donde la buena disposición de los directores y sub-directores cuando pueden acompañarnos a ese contacto vecinal lo hacen y están presentes en las visitas que hacemos”, dijo Navadián.

No hay antecedentes de lo actuado anteriormente

“La propuesta es trabajar junto al vecino y lo que planteamos es que se unan porque los planteos individuales son más difíciles de llevar adelante y en cambio si son varios los interesados en la problemática planteada se analiza de otra manera.

La oficina está abierta al público de lunes a viernes, de 12 a 18 horas extendiendo horario hasta las 19:30 horas. Se adecuan los horarios de reunión de acuerdo a la disponibilidad de los vecinos. A cada gestión que se cumple se le hace un seguimiento como corresponde. No existen antecedentes de la tarea que se hizo en el período pasado. Nosotros solicitamos a aquellos vecinos que tienen pensado llegar a plantear alguna inquietud que lo hagan presentando una carta donde expresen su idea o problemática. A partir de la fecha de esa fecha, iniciamos el trámite para después realizar el seguimiento y la derivación al área que corresponda. De esta manera generamos un número de expediente que luego será la referencia para nosotros y nuestro trabajo. No hay que pagar ningún tributo ni timbre profesional para presentar dicha carta. Se trata de la formalidad para garantizar el seguimiento de las gestiones que se hagan en cada caso”, expresó José Fagúndez.

 

София plus.google.com/102831918332158008841 EMSIEN-3