servicios

imagen 001El 24 de marzo, el Intendente Caraballo firmó la adhesión del departamento como Comunidad Solidaria con el Alzheimer. Ese mismo día se acordaron acciones que se desarrollan en conjunto entre la Asociación de Alzheimer de Paysandú, ADAP. Estas definiciones colocan a Paysandú como la primera Intendencia del país en asumir este desafío.

Compromiso del gobierno departamental

El diagnóstico temprano comenzó en dos policlínicas de la Intendencia y tiene carácter interinstitucional ya que a raíz de estas evaluaciones realizadas entre la Intendencia y ADAP, interviene salud pública habilitando un consultorio en el hospital local.

El compromiso firmado en marzo incluye desde organizar un maratón o promover una charla hasta trabajos concretos de detección precoz, asistencia y derivación de diagnósticos. “Eso se está concretando y quizás sea lo más importante”, dijo el director técnico de la Asociación, Gustavo Curbelo.

La detección precoz se realiza a nivel de la Atención Primaria de la Salud. Cuando hay un “caso riesgo”, el paciente es derivado a la policlínica de ASSE que comenzó a
funcionar en el consultorio 6 del Hospital Escuela del Litoral (HEL). Es allí donde se “afina” el diagnóstico.

El médico municipal, Marcelo Luaces, explicó que el trabajo empezó en las policlínicas INVE de Barrio Obrero y San Antonio “donde predomina la población adulta mayor”. Se pesquisan personas desde los 60 años en adelante a través de un test para valorar el riesgo de padecer esta enfermedad neurodegenerativa. El test está validado “y es muy bueno para no caer en errores de falta de diagnóstico”, agregó Luaces. Una vez realizado, el caso es derivado a la policlínica especializada del HEL.

Un gran desafío institucional
 
Destacó la “fuerza” con la que el Intendente asumió el planteo y coloca a la Intendencia como la primera del país en declararse solidaria con la enfermedad, destinando profesionales e infraestructura. “Importa porque esta detección precoz van a generar el Observatorio de Demencia para saber cuántos sanduceros están enfermos en este momento y cuántos ingresan al diagnóstico por año. Eso es un desafío”.

Hoy, 60.000 uruguayos con la enfermedad; entre 2.000 y 3.000 nuevos casos por año y en Paysandú se estima que entre 1.500 y 2.000 la padecen, pero no significa que estén todos diagnosticados. “El gran desafío es lograr la mayor cantidad de diagnósticos para encarar los tratamientos”, destacó Curbelo.

Las pesquisas continuarán con el doctor Luaces acompañado de la doctora Sandra Pías y las auxiliares de enfermería Érica Maldonado e Inés Goya del equipo de Salud del Departamento de Servicios. Luaces dijo que “esta posibilidad que el Intendente y Curbelo nos dieron es motivo de orgullo” para desarrollar un trabajo interinstitucional.

Ambos profesionales han destacado el compromiso asumido por los trabajadores en esta tarea de gran sensibilidad social.

Curbelo explicó que “Paysandú aplica las valoraciones de la Organización Mundial de la Salud desde 2013 y las recomendaciones del último Congreso de Ministerios de Salud realizado en Reino Unido, vinculado a lo que hacen los gobiernos locales y regionales”, acotó Curbelo.

 

Submit to FacebookSubmit to Google PlusSubmit to TwitterSubmit to LinkedIn
Artículos Relacionados